miércoles, 15 de febrero de 2012

TIME FOR CAKE AND SODOMY

White Trash get down on your kness
Time for Cake and Sodomy

 "Basura blanca, ponte de rodillas,  es hora del pastel y la sodomía" cantaba Marylin Manson en aquel lejano (lejanísimo) debut Portrait Of An American Family, cuando todavía era capaz de escribir burnas tonadas y provocar sin producir sonrojo. Y cuando tenía pelo. Ah, la sodomía, tantas veces mentada aunque sea de refilón, porque, hey, los que cantábais el Relax de Frankie Goes To Hollywood, ¿de qué pensabais que iba la cosa? Una de las más viejas
polémicas fue la del tema Back Door Man. Escrita por Willie Dixon y popularizada por Howling Wolf en 1961 siempre se ha comentado su significado y hay varias teorías. La más popular es que el Hombre de Puerta de Atrás es el lascivo amante de la señora que tiene que escabullirse por la puerta trasera para no ser visto. También se dice que iba por los músicos negros que tenían que usar la puerta de servicio cuando entraban a los estudios a grabar; pero si escuchamos por ejemplo la versión de los Doors (y sabiendo que Jim Morrison un sodomita redomado) podemos considerar al hombre de la puerta de atrás como, pues eso mismo, el hombre de la puerta de atrás. Escuchen la versión original de Howlin Wolf y opinen ustedes mismos.

El Hombre de la Puerta de Atrás
¿queda claro?

Unos que se han atrevido con casi todo son Sus Satánicas Majestades, que tienen este precioso tema llamado Cocksucker Blues ( el blues del lame penes).¿Y como acabaron haciendo una canción de temática tan digamos, cerdaca  os podréis preguntar; pues bien, los Stones estaban desde el principio de su carrera ligados contractualmente a Decca, con los que acabaron como el rosario de la aurora, por el viejo tema de royalties pagados tarde mal y nunca. Hartos de la situación esperaron a que expirase el contrato para formar su propia discográfica, Rolling Stones Records. Cuando parecía libres de obligaciones con Decca sorpresivamente aparecieron sus abogados diciendo que aún debían una canción a la discográfica a lo que Jagger y Richards respondieron brillantemente enviándoles el Cocksucker Blues, una canción con una letra absolutamente obscena en la que un chapero de provincias visita Londres deseoso de que un policía le practique una felación y un poco de sodomía también. Naturalmente los directivos de Decca se horrorizaron y nunca lanzaron el single, que permaneció como uno de esos secretos mal guardados en miles de piratas de los Stones. Bravo, Mick, bravo Keith. Escuchemos el blues del, ejem, del cocksucker.

Precioso blues, con hermosa letra





Y otros que nunca se han cortado un pelo a la hora de tratar temas escabrosos han sido los noruegos Turbonegro, herederos del Shock Rock de Alice Cooper y abanderados del rock escandinavo que nos sacudió a finales del milenio anterior. De hecho, el mejor album que salió de toda esa hornada es, sin duda, el Apocalypse Dudes de los noruegos. Con esa imagen entre glam punk y referencias homosexuales (el cuero y vaqueros, el gorro de marinero, puro Village People) se divertían con canciones que abordaban el tema de la sodomía tan alegremente. En el mencionado Apocalypse Dudes encontramos este inequívoco Randevouz with Annus.

Alpha Motherfuckers. Unos machotes.

5 comentarios:

  1. ¿Sabes si Halford compuso o tocó algún tema referente a los callejones oscuros y tortuosos de la tercera vía? (vaya rodeo para preguntarte si el maravilloso y sublime cantante de los Priest puso su voz al servicio de la petada de orto)

    ResponderEliminar
  2. Pues hasta donde yo sé Halford siempre ha sido muy cuidadoso con las alusiones, recuerda que hasta hace pocos años no salió del armario. Pero, extrapolemos; ¿Turbolover? mmmmmm, Rob.

    ResponderEliminar
  3. Que honor haberle visto asomar por mi blog, Sr. Sanabria, que sepa que soy un gran seguidor del crudérrimo programa que nos alegra los mediodías, no sabía que también le interesaba el bello deporte de la canasta. Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Honor el mío, Mr Kubrick. No solo me apasiona el basket, sino que, por lo que veo, comparto con usted el Plazismo, la ilusión con el juego de Laso y arrugo la nariz cuando pienso en Messina. Felicitaciones por su blog, me lo paso teta con sus analásis. Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Vaya, pues coincidimos en sentimientos y coordenadas madridistas, por lo que veo... esto del blog es como el amor visto por una canción hortera de Camela o similares, una plantita que hay que regar todos los días, me temo que lo ando descuidando un poco, aunque ahora que viene lo bueno de verdad en Europa y USA, voy afilando el lapicero... saludo afectuoso.

    ResponderEliminar